aprendidos

A escasos metros de la plaza céntrica de San Francisco Solano, la Policía detuvo a un remisero y su pareja por distribuir drogas en la zona.

El procedimiento se realizó ayer en una vivienda ubicada en la esquina emblemática de 893 y 844 próxima a la plaza Yapeyú.

En el lugar fue detenido un hombre de 48 años, apodado “El Gordo”, que era conocido en el barrio como el remisero del Chevrolet Corsa verde. Es más, la Policía confirmó que trabajaba en la remisería ‘Quino’ de la calle 835 y 893 de San Francisco Solano.

Según fuentes policiales, el remisero “seleccionaba” a sus pasajeros, los cuales resultaban ser compradores de drogas, especialmente cocaína.

La investigación la llevó a cabo personal de la Dirección Departamental de Investigaciones del Tráfico de Drogas Ilícitas y Crimen Organizado Quilmes.

Los detectives, de acuerdo a lo que se supo, comprobaron durante la investigación la actividad ilícita del remisero, quien no sólo ofrecía y vendía estupefacientes en Solano, sino que también se trasladaba hasta Avellaneda, Florencio Varela y Berazategui.

Durante la detención del remisero, además de la vivienda donde se encontraba (calle 836 entre 893 y 894) fue requisado el vehículo que utilizaba como remis.

Fuentes policiales informaron que se secuestraron más de 200 dosis de clorhidrato de cocaína, teléfonos celulares, anotaciones y balanza de precisión. Al mismo tiempo, obtuvieron información que permite avanzar en el trabajo de campo, respecto a otros delincuentes que operan de la misma manera en esta zona del conurbano.

Los allanamientos estuvieron a cargo del comisario inspector Francisco Centurión de la Delegación Quilmes que contó con la colaboración del Grupo GAD (Grupo Apoyo Departamental), con el Comando de Patrullas Quilmes Oeste, todos dependientes de la Jefatura Departamental de Quilmes a cargo del comisario mayor Carlos Domínguez.

Junto con el remisero que quedó detenido a disposición de la titular de la Fiscalía de Instrucción y Juicio N°20 de Quilmes, Clarissa Antonini; fue aprehendida su concubina de 51 años, dado que por la magnitud de la droga y los elementos secuestrados, no podía desconocer la actividad ilícita de su pareja.

 

COMENTARIOS

No han dejado comentarios

Escriba su comentario

Nombre (*)
Email (*) (no será publicado)
Mensaje (*)



Código de Validación
(*) Datos obligatorios