chozas

De la audiencia con la jueza Maffei, participarán la fiscal de Juicio, María de los Ángeles Attarian Mena, que estuvo a cargo de la acusación y el defensor oficial Roberto Rosales que representó a la imputada.

En los Tribunales penales de Quilmes, hoy se anunciará el día en que se realizará la audiencia en la que la Justicia impondrá la pena que deberá cumplir la funcionaria judicial que la semana pasada, en un Juicio por Jurados, fue hallada “culpable” por tenencia de drogas en su casa de Quilmes Oeste.

La abogada que hace 4 años se desempeñaba como auxiliar letrada en el departamento judicial quilmeño con asiento en Florencio Varela, Luciana Gisela D’Angelo (43 años), había llegado a juicio en libertad, acusada junto a su concubino -que ya había sido condenado en un juicio abreviado- de tenencia y comercialización de drogas en la vivienda que ambos compartían ubicada sobre la calle Joaquín V. González en el barrio El Dorado, de Quilmes Oeste.

Hoy, la jueza del Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) Nº1 de Quilmes, María Cecilia Maffei, informará qué día se concretará la audiencia para resolver la pena que pesará sobre Luciana D’Angelo, luego de que el pasado miércoles los doce vecinos que fueron miembros del Jurado la encontraran “culpable” del delito de “tenencia de estupefacientes con fines de comercialización agravada por su calidad de funcionaria pública”.

De la audiencia con la jueza Maffei, participarán la fiscal de Juicio, María de los Ángeles Attarian Mena, que estuvo a cargo de la acusación y el defensor oficial Roberto Rosales que representó a la imputada.

Cabe recordar, que D’Angelo, había llegado a juicio en libertad ya que sólo había permanecido unas horas demorada cuando se realizó el procedimiento policial en su casa situada sobre la calle Joaquín V. González el 12 de septiembre de 2019. La abogada, que para esa fecha se encontraba de licencia por maternidad de su cargo como auxiliar letrada en la Fiscalía de Instrucción y Juicio Nº7 de Florencio Varela, la semana pasada, en el juicio, intentó convencer a los doce vecinos de la zona que integraron el Jurado, de que la declararan “no culpable”. La imputada, ante los miembros del Jurado declaró en dos oportunidades en las que remarcó: “Soy inocente. Nunca estuve en posesión de ningún tipo de drogas. A mí me la estaban ocultando. No soy una criminal”, había asegurado durante su testimonio. No obstante, el Jurado, en una deliberación que se extendió por alrededor de una hora, llegó a un acuerdo unánime y emitió su veredicto: “culpable” del delito de “tenencia de estupefacientes con fines de comercialización agravada por su calidad de funcionaria pública”.

COMENTARIOS

No han dejado comentarios

Escriba su comentario

Nombre (*)
Email (*) (no será publicado)
Mensaje (*)



Código de Validación
(*) Datos obligatorios