tosquera

Una nueva tragedia azota a la comunidad de Bernal Oeste por el fallecimiento de un joven de 23 años ahogado en una de las tosqueras del Parque Industrial y Tecnológico de Quilmes(PITQ) en Bernal Oeste.

Trascendió que el muchacho (Alejandro Rodríguez) ingresó al lugar y junto a un amigo, ambos se tiraron a nadar a uno de los espejos de agua ya que buscaban refrescarse de las altas temperaturas. La víctima no volvió a salir a la superficie y su amigo salió corriendo al barrio para pedir auxilio.

El cuerpo del joven ahogado lo recuperaron a media tarde de ayer los buzos de los bomberos de Florencio Varela que trabajaron en conjunto con los Bomberos de Bernal. Los restos de la víctima serán despedidos hoy en la calle 190 entre Cabo César y Roque Cisterna.

Se recordará que el PITQ tiene en su predio dos tosqueras con un superficie de casi 52 hectáreas y 45 metros de profundidad. Las tosqueras están en los terrenos del ex batallón Viejobueno y se formaron en los años 70, cuando el Ejército vendía tierra de manera ilegal. Los vecinos del lugar denuncian que ya murieron más de 55 personas en las cavas.

Las tosqueras están bajo la custodia del PITQ porque son de su propiedad. En el lugar hay algún que otro cartel que recuerda la prohibición de bañarse en los espejos de agua y hay una paredón perimetral, pero los vecinos denuncian que la vigilancia en las cavas es inexistente y los días de calor son muchos los que se atreven a ingresar para darse un chapuzón.

De acuerdo a información que brindó uno de integrantes de los Bomberos Voluntarios de Quilmes, «esta tosquera en particular tiene profundidades que cambian abruptamente que van de los cuatro a los diez metros», datos que se suman a que poseen aguas muy frías (lo que suele provocar calambres), algas que suelen enredarse en las piernas de los bañistas, árboles e incluso carrocerías de automóviles -donde pueden quedar atrapados- y bordes que se desmoronan, convirtiéndolas en trampas mortales para cualquiera, aún para quienes buscan pescar desde la orilla.

Cabe mencionar que el emprendimiento empresarial de Bernal Oeste vive días agitados debido a la fuerte pulseada interna desatada entre algunos propietarios de las tierras y la actual conducción del PITQ encabezada por Horacio Castagnini e Ignacio Carpintero. Los industriales reclaman transparentar los manejos del Parque y clarificar la actuación de la Unión Industrial de Quilmes en el proyecto que ya tiene 20 años de funcionamiento y aún no tiene habilitación provincial.

COMENTARIOS

No han dejado comentarios

Escriba su comentario

Nombre (*)
Email (*) (no será publicado)
Mensaje (*)



Código de Validación
(*) Datos obligatorios