sagrado

Sesenta testigos prestarán declaración en el juicio oral y público que iniciará este viernes el Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) Nº3 de Quilmes, por el asesinato del abogado Carlos Fernández Durañona, ocurrido hace 3 años atrás.

Por el homicidio del representante legal del Colegio Sagrado Corazón de Jesús, serán juzgados dos hombres.

Carlos Marcelo Fernández Durañona (de 43 años), padre de dos adolescentes, fue asesinado de un balazo en el pecho en una entradera en su casa de Quilmes Oeste en febrero de 2014. El abogado esperaba a su esposa (Verónica Wolgeschaffen), para que guardara el auto en el garaje cuando fue sorprendido por los delincuentes que, luego de dispararle, secuestraron a la mujer y la liberaron mediante el pago de un rescate.

Por el homicidio que conmocionó a la ciudadanía quilmeña y dio lugar a varias marchas en reclamo de Justicia, el Tribunal Oral N°3, comenzará a juzgar mañana a Gabriel Alejandro Casco y Angel Roberto Márquez Da Silva y tres menores de edad.

Los jueces Alicia Anache, Alejandro Portunato y Edgardo Salatino, escucharán durante las audiencias de debate a sesenta testigos, treinta y ocho de los cuales son comunes a las partes.

A cargo de la acusación contra Casco y Márquez Da Silva, por el homicidio de Fernández Durañona y el secuestro de su esposa, se encuentra el fiscal de Juicio, Sebastián Videla, quien intentará demostrar durante el debate que los imputados son responsables de los delitos de ‘robo, secuestro, abuso, homicidio en ocasión de robo agravado por la participación de tres o más personas, en concurso real con secuestro extorsivo, y abuso gravemente ultrajante agravado por la participación de menores de edad’.

El representante del particular damnificado, es decir de la familia Fernández Durañona, será el abogado Ignacio Chiodo.

En tanto, a cargo de la defensa de los acusados estarán las defensoras oficiales María Soledad López, Mónica Trapé y Gilda Maltas. López patrocinará a Márquez Da Silva; mientras que Trapé y Maltas comparten la defensa de Casco.

Cabe añadir, que hace dos años atrás fueron juzgados en el fuero de Responsabilidad Penal Juvenil los tres menores, dos de los cuales fueron absueltos, mientras que el tercero fue condenado a 30 años de prisión por ser el autor material del crimen del Fernández Durañona y por haber secuestrado a la esposa del letrado del Colegio Sagrado Corazón de Jesús de Quilmes.

COMENTARIOS

No han dejado comentarios

Escriba su comentario

Nombre (*)
Email (*) (no será publicado)
Mensaje (*)



Código de Validación
(*) Datos obligatorios